Semillas de papaya para un intestino, hígado y riñón fortalecidos

La papaya es una fruta muy deliciosa es una fruta tropical de gran tamaño originaria de México y cultivada en varias regiones del mundo. El aporte de proteínas es bajo -como suele ser común en las frutas- y su contenido en grasas es escaso. Se diferencia así de las frutas oleaginosas, que aportan principalmente grasas.

Una de las cosas que no aprovechamos de esta fruta son sus semillas las cuales solemos tirarlas, pero lo hemos estado haciendo mal.

En esta ocasión te daremos a conocer cuales son todos sus beneficios. ¡Presta mucha atención!

Beneficios de las semillas de papaya

Consumir la semilla de papaya no es muy complicado. Hay 3 maneras sencillas de consumir las semillas de esta rica fruta, las puedes triturar y comerlas como si fueran puré, podrías secarlas y molerlas para hacer té o simplemente consumirlas crudas en compañía de algún jugo natural, ensaladas o leche líquida.

Agilizan la digestión

Las semillas de papaya tienen una proteína especial que mejora la digestión y hace que se pierda peso en pocos lapsos de tiempo, solo necesitas consumir una cucharada antes de cada comida y listo.

Mejora la fertilidad en hombres y mujeres

A pesar de que sus efectos son temporales, estas semillas maduras pueden lograr que las mujeres tengan más receptividad de espermatozoides, incluso pueden llegar a tener embarazos múltiples. En el caso de los hombres, con una cucharada diaria por tres meses se estimula la producción de espermas.

Pueden emplearse como anticonceptivo

En el sur de Asia, los nativos buscaban las papayas verdes, sacaban sus semillas y las consumían diariamente. Esto lo hacían, pues cuando ni la fruta ni las semillas están maduras, poseen muchos fitoquímicos que disminuyen la producción de hormonas necesarias para la concepción. Claro está, cuando se dejan de ingerir las semillas, la fertilidad vuelve a su estado natural.

Combaten los Parásitos

Dentro de su composición se encuentran varios alcaloides que regulan el estado de proteínas en el cuerpo y acaban con todo tipo de parásitos que se encuentren en el organismo.

Previenen el cáncer

Esta cualidad fue descubierta por un estudio minucioso en el cual los médicos determinaron que cuando se consumen las semillas de papaya, las células cancerígenas desaparecen poco a poco y las personas que padecen de leucemia, problemas de colon, pulmón, mama y próstata se van curando.

Son antibacterianas

Consumir diariamente estas semillas hará que deseches todas las bacterias y toxinas que se encuentren almacenadas en tu organismo.

Combaten la inflamación

Sus propiedades antiinflamatorias acaban con el enrojecimiento de la piel, la hinchazón de las articulaciones y la artritis.

Mejoran la salud de los riñones y erradica enfermedades hepáticas

Al consumirlas diariamente puedes desintoxicar tu hígado, y a la vez se previene una insuficiencia renal.

NO OLVIDES COMPARTIR EN TUS REDES SOCIALES…
Loading...